Tribunj e Isla Prvic

Por la mañana, después del desayuno, hemos aprovechado para dar una vuelta por el pueblo de Tribunj y su puerto.

Tribunj es muy pequeño y está muy bien cuidado, la gracia es que la mayoría de gente es croata, y el ambiente es muy agradable. A las 11h  hemos cogido el coche hacia Vodice, que está justo al lado de Tribunj (incluso he leído que se puede llegar a pie bordeando la costa).

Una vez allí, a información turismo nos han dicho que hasta las 14h no sale el barco hacia la isla de Prvic, que nos hacía gracia ir verla. Leímos en el blog de un chico que era uno de los lugares que más le gustaron de Croacia. Hemos comprado los billetes del barco en las taquillas de Jadrolinija, y durante las 2 horas que faltaba hemos ido a la playa de Vodice a refrescarnos un poco, que hace muchísimo calor!

La playa no es exactamente una playa son rocas y plataformas, pero el mar es transparente … un gustazo! En 15 minutos ya estábamos en la isla de Prvic ! Hemos bajado al primer pueblo, Se Purine, precioso: muy bien cuidadas, callejones estrechos y todo súper limpio.

Aquí hemos comido el mejor helado que hemos probado hasta el momento en Croacia!  En la isla de Prvic se está muy tranquilo, la gracia es que la isla es tan pequeña que la puedes recorrer a pie. No hay ningún coche!

Después de una visita al pueblo de Sepurine, hemos ido caminando hacia el otro pueblo, Prvic Luka, pasando por la playa Trstenica.

Antes de llegar a la playa propiamente dicha, hay pequeñas calas donde caben como mucho dos personas, desde donde te puedes bañar en el mar y disfrutar aún más de la tranquilidad. El mar parece una piscina! Y de ahí hemos continuado nuestro camino a pie hasta llegar a Prvic Luka, el otro pueblo de la isla. Este pueblo no es tanto encantador como el anterior, pero también es muy bonito y tranquilo.

Hacia las 17h hemos cogido el barco de vuelta, esta vez desde Prvic Luka. Una vez en Vodice, hemos cogido el coche y hemos pagado las 7 horas de parking: 70 kunas que se han convertido en 20 kn por error del chico de la caja (creemos que se ha puesto nervioso porque le hemos dado un billete de 200 kunas, que no llega a 20 €).

Leave a Reply

*